Artrosis de Mano: Diagnostico Causas Síntomas Tratamiento

Artrosis de mano: La artrosis puede afectar a cualquier articulación del cuerpo, incluyendo la mano, y se desarrolla más comúnmente en tres áreas anatómicas:

  • Base del pulgar
  • Falange distal de los dedos.
  • Falange media de los dedos.

El diagnóstico y tratamiento ayuda a las personas con osteoartrosis de mano a mejorar o disminuir la sintomatología dolorosa e incapacidad funcional.

Artrosis de mano

La artrosis de mano es una enfermedad degenerativa de las articulaciones.

Particularmente las articulaciones de los dedos, lo que significa que el cartílago que cubre los extremos de los huesos que forman las articulaciones se deteriora gradualmente.

Esto causa desgaste y lesiones, que cambian la alineación de la articulación, lo que acelera el daño del cartílago.

Este daño suele ser visible en las manos con el agrandamiento de las articulaciones y dedos torcidos.

Causas

La artrosis en las manos está asociada al género femenino y a la herencia genética.

También se relaciona con actividades manuales realizadas durante periodos prolongados.

Suele comenzar a la edad de 40-50 años, aunque hay casos de comienzo más tardío.

Diagnóstico

Inicialmente el médico le interrogara sobre sus síntomas.

Cuando comenzaron, descripción del dolor, rigidez matutina e hinchazón de la articulación. Esto le ayudará a evaluar su condición.

Posteriormente realiza un examen físico, para determinar deformidades, inestabilidad, atrofia muscular, limitación de movimiento y presencia de nódulos óseos, que son características visibles y comunes en esta enfermedad.

Estos nódulos, consisten en inflamaciones que cuando se desarrollan cerca de la articulación media de los dedos se denominan nodos de Bouchard  y si se encuentran en la yema del dedo, son llamados nodos de Heberden.

Pueden ser necesarias pruebas de rayos X que revelan la pérdida de cartílago, espolones óseos y daño articular.

Sin embargo, lo que aparece en la radiografía muchas veces no se puede correlacionar con el dolor y la discapacidad que se experimenta.

Ademas, el daño temprano por artrosis no se detecta en una radiografía.

A partir de la información, la evidencia física, y los resultados de los rayos x, el médico será capaz de detectar y diagnosticar la artrosis de mano.

No existen exámenes complementarios que requieran pruebas de sangre, para la artrosis de mano. Estos sólo son útiles para descartar otros tipos de artritis.

Artrosis de mano, mano normal y mano con artrosis
Imagen bajo licencia CC http://www.fotosimagenes.org/

Área anatómica más afectada con la artrosis de mano

Artrosis de articulación metacarpofalangica:

Es poco común, y suele darse en personas que han desarrollado a lo largo de su vida trabajos manuales, también conocida como artrosis de Missouri.

Artrosis de las interfalángicas distales:

Es una de las localizaciones más frecuentes y típicas de las artrosis de mano.

En esta, hay engrosamiento lento y progresivo de estas articulaciones hasta formar los nódulos de Heberden, causando tumefacción y deformidad de la articulación interfalángica distal.

Estos nódulos se dan en una falange, pero con el tiempo aparece en otros dedos sobre todo al inicio de la enfermedad y se acompañan de inflamación con dolor y enrojecimiento.

Con el tiempo la deformación permanece, pero las molestias desaparecen o se hacen tolerables, aunque pueden incrementarse con los esfuerzos.

Artrosis de interfalángicas proximales:

Se presenta deformidad y tumefacción en estas articulaciones lo que se conoce como nódulos de Bouchard.

Se produce inflamación y deformidad en varios dedos de las manos y el dolor, la inflamación y la destrucción de la articulación suele ser mayor, que en otras articulaciones.

Con el tiempo, las molestias casi desaparecen y la mano es útil, para realizar tareas básicas.

Artrosis de trapeciometacarpiana:

Se presenta en las dos manos, aunque duele mas en una que en la otra.

Se observa deformación cerca de la muñeca y el dolor se incrementa al realizar movimiento de pinza con el pulgar.

La inflamación y el dolor es intenso; no se alivia con el reposo y su duración dependerá de cada persona y la atención medica que reciba.

Síntomas

Sintomatología común en osteoartritis de mano:

  • Rigidez
  • Inflamación
  • Dolor
  • Rango de movimiento limitado
  • Nódulos óseos
  • Dolor articular
  • Se hace más difícil agarrar objetos o hacer movimiento de pellizco (como recoger una moneda).
  • La destreza manual, el control motor fino, y la función física se tornan deficientes, por lo que las tareas cotidianas como girar las llaves, abrir picaportes, o escribir, se vuelven difíciles de realizar.

Tratamiento

El tratamiento temprano de la artrosis de mano es importante para prevenir el daño irreversible de la articulación y la progresión de la enfermedad.

Los objetivos básicos del tratamiento son aliviar el dolor y mejorar la función.

Las opciones de tratamiento para la artrosis de la mano incluyen:

  • Medicamentos por vía oral: AINE, analgésicos
  • Infiltraciones de esteroides
  • Entablillado
  • Terapia física u ocupacional

Cirugía

La cirugía es el último recurso cuando otros tratamientos conservadores fracasan.

La cirugía para la osteoartritis de mano puede incluir uno o la combinación de cualquiera de los siguientes procedimientos:

  • Eliminación de quistes o tumores óseos
  • Fusión de la articulación
  • Remplazo de la articulación

Guía de manejo físico por fisioterapia y terapia ocupacional

Disminuir dolor e inflamación, para mejorar arcos de movilidad, realizar masaje sedativo sobre miembro superior; termoterapia y movimiento; ultrasonido durante 5 minutos sobre la zona dolorosa.

Prevenir rigidez articular, contracturas y posibles deformidades para mantener una buena movilidad articular; realizando movilizaciones activas y pasivas, en flexión y extensión de codo y muñeca.

Potencializar fuerza muscular en miembros superiores, para mejorar movilidad, prevenir atrofia muscular y lograr una optima funcionalidad de flexión y extensión de articulaciones de la mano.

Se realizan actividades de terapia ocupacional, para preservar y mantener motricidad fina, recomendaciones, para el uso de férulas de uso nocturno, electroterapia de baja frecuencia.

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, Encuentre mas informcaion sobre como Google utiliza la cokies en su Pagina Oficial PAGINA OFICIAL DE GOOGLE

ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest

Share This